Tendencias

Portmeirion: El pueblo italiano construido por un arquitecto con materiales reciclables

El arquitecto Sir Clough Williams-Ellis, lo construyó a principios del siglo XX y los habitantes aún conservan su legado.

12 May 2021 13:44:13Por: SuperTrending
El pueblo italiano construido con materiales reciclables

El pueblo sirvió de inspiración para artistas como los Beatles/ Archivo de Portmeirion/ Azul_Mistico

El arquitecto Sir Clough Williams-Ellis es sin duda uno de los profesionales más recordados en Portmeirion, un viejo pueblo de Italia que fue construido con sus propias manos únicamente con materiales reciclables. Una idea de sostenibilidad que hoy es bastante aplaudida, pero que para comienzos del siglo XX era una locura.

Pese a todo pronóstico, Sir Clough abandonó la escuela de arquitectura para dar rienda suelta a su imaginación y conseguir algo inigualable: la construcción de un pueblo con materiales reciclables, que luego de construido, sirvió de inspiración para grandes artistas como Los Beatles o escritores como H.G. Wells. Sin embargo, un lugar olvidado por la cultura turística, pero, ¿Cómo nació todo?

Lee también: Niño de 10 años queda entre los tres mejores del mundo en desafío matemático

La viajera Ana Hernandez relata la hisotira de Sir Clough Williams-Ellis, un joven de los años 20 que estudiaba arquitectura en el Reino Unido, una carrera que le apasionaba pero al cabo de dos años terminó retirándose desilusionado del estilo sobrio y mercantil de la época: todo debía ser barato y pensado para ganar dinero.

Por ello, decidió emprender su propio camino y para 1925 consiguió un terreno en Gales, donde le dio vida a su más ambicioso proyecto por unir dos de sus grandes pasiones: la arquitectura y el cuidado ambiental, lo que inspiró para diseñar Portmeirion, un pueblo construido con bricolage, o “Upscycling”. Consiguió piezas de edificios en desuso que iban a ser demolidos y las incorporó en sus diseños.

Puede ser de tu interés: Barbero al parque: la iniciativa que lo sacó de la crisis en pandemia

Pese a que eran piezas de diferente procedencia, Sir Clough supo darle el uso correcto a cada una, logrando combinar y obtener resultados de buen gusto que terminaron por perpetuarse en el lugar, que  aún conserva gran parte de sus creaciones: edificios, pintados en degradé para causar efectos visuales y así lucir más altos de los que son.

El pueblo aún conserva la gran Piazza Centrale y el tablero de ajedrez gigante, así como las chimeneas y porches, que también fueron creadas con materiales reciclados. Gran parte de estos materiales, los conseguía en trabajos de reparación independientes que hacía a cambio de que le dieran las instalaciones viejas: Toda su vida la dedicó al pueblo.

Puedes leer: Un médico con honores rechazó ofertas millonarias y ahora ayuda a la gente de su barrio

El hombre, falleció a los 98 años en 1978, donde dejó un único pedido para los habitantes“Ser lanzado en cohetepetición que dese luego fue cumplida y tras ser cremado, sus cenizas fueron regadas por todo Portmeirion en un show de fuegos artificiales.

Te puede interesar: Bombero cedió su mascara de oxígeno a perrito atrapado en incendio

Finalmente, el pueblo paso a manos de una fundación benéfica que se ha encargado de mantener viva la esencia con la recaudación que genera el turismo. Sin embargo, la extravagancia que la volvía tan particular quedó algo diluida con la muerte de su creador, convirtiéndose así en un museo de nicho, imperdible para los más aventureros.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Políticas de cookies