Salud y Vida

Expertos advierten sobre las secuelas psicológicas que ha dejado la pandemia en los estudiantes

Carga cognitiva, cambios en hábitos, socialización y autorregulación emocional, son algunos de los más repetitivos.

23 Jun 2021 13:02:11Por: SuperTrending
Expertos advierten sobre las secuelas psicológicas que ha dejado la pandemia en los estudiantes

Los problemas psicológicos han aumentado en jóvenes debido a la pandemia/ UPB

Luego de más de un año de confinamiento causado por la pandemia del Covid-19, son muchas las reflexiones que resultan de esta experiencia en todos los escenarios sociales, en particular en el campo de la educación. 

Según expertos en psicología clínica, miles de niños, niñas, adolescentes y jóvenes vieron cómo las aulas de clase se trasladaron a sus hogares y cómo las tecnologías de la información se volvieron claves para su desempeño académico. De igual manera, han observado un cambio en sus proyectos de vida presentes y futuros ante la incertidumbre y el cambio de las condiciones de la educación.

Lee también: La nueva normalidad ha afectado la salud mental de los colombianos ¿cómo afrontarlo?

Ana María Ávila y Martín Hernández, docentes de psicología educativa de la Fundación Universitaria Konrad Lorenz exponen las diez secuelas o efectos psicológicos más importantes que ha dejado la pandemia especialmente en estudiantes universitarios:

Sobre carga cognitiva

Ante la saturación de información y contenidos no solo de carácter académico sino también relacionados con la situación de salud, las consecuencias económicas, las implicaciones sociales, culturales y políticas; resulta casi imposible evitar la afectación psicológica y emocional para los estudiantes universitarios.

Te puede interesar: Conoce la primera robot enfermera para pacientes con Covid-19

Cambios en los hábitos y conductas saludables 

Los horarios se transformaron, los espacios se unificaron, las relaciones interpersonales se limitaron, el tiempo y el espacio se convirtieron en un continuo del día a día para estudiantes y profesores. Los estudiantes buscaron nuevas realidades, sin embargo, en esa acelerada dinámica de cambios, muchos de los hábitos cambiaron.

En algunos casos, favorecieron la administración del tiempo y la productividad, en otros, ocasionaron pereza, desmotivación, baja productividad, incluso, deserción académica. El cuidado de la salud con todos los protocolos de autocuidado, se volvió un hábito, la proximidad de la enfermedad y la muerte de familiares y amigos se convirtió en un tema de conversación cotidiano.

Puede ser de tu interés: Israel quita la obligatoriedad del uso de tapabocas en sitios cerrados

Cambios en los hábitos y conductas académicas

Herramientas como la atención, la motivación, el acceso a los recursos tecnológicos y físicos para la educación, implican la adquisición de nuevas conductas y mecanismos para sobrellevar las demandas académicas, pero más allá de la exigencia, implica nuevas estrategias para aprender.

Es importante en este punto pensar en las distintas etapas del proceso de formación, quienes iniciaron sus estudios durante la pandemia, llevan varios semestres estudiando desde la virtualidad, muchos sin haber pisado las instalaciones físicas de la universidad, ni haberse relacionado presencialmente con compañeros y profesores. Esto impide la elección voluntaria de sus grupos de trabajo e independencia a la hora de hacerlo.

Puedes leer: El 99,8% de los colombianos ha sufrido traumas durante la niñez

  • Cambios en los patrones de socialización e interacción social: ahora las redes sociales son el canal de comunicación favorito de los niños y jóvenes.
  • Necesidad de autorregulación y gestión emocional: gestionar adecuadamente las emociones resulta clave para enfrentar el estrés, ansiedad y/o depresión que se pueden generar en esta nueva realidad.
  • Toma de decisiones en medio de incertidumbres: quien decidió suspender sus estudios, posiblemente se ha dado el tiempo para proyectar nuevamente su plan de vida, quien continuó a pesar de las circunstancias tiene en sus manos la oportunidad de construir y desarrollar nuevas habilidades de aprendizaje, relación y comunicación.
  • Flexibilidad cognitiva y autodisciplina: estas dos son tal vez las mejores enseñanzas de la pandemia para los estudiantes universitarios, la capacidad de adaptación y la supervivencia en el proyecto educativo se logran en la medida en que se desarrollen estas competencias.
  • Nuevas formas de organizar el tiempo.
  • Nuevas redes de apoyo. 
  • De-construcción y re-construcción del proyecto de vida:

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Políticas de cookies