Fútbol internacional

De Bielsa a Ranieri, los banquillos de Francia se revalorizan

24 Jul 2017 09:02:59Por: SuperTrending

Los banquillos de la liga francesa contarán en la nueva temporada con nombres de más peso, con la llegada de entrenadores estrella como el argentino Marcelo Bielsa (Lille), que ya pasó por la Ligue 1 con el Marsella, o el italiano Claudio Ranieri (Nantes), campeón de la Premier League en 2016 con el Leicester.

Bielsa, el retorno

El Lille, club recientemente adquirido por el empresario hispanoluxemburgués Gerard López, ha sacado pecho en el actual mercado de fichajes. Ninguna de las incorporaciones, sin embargo, le puede hacer sombra al hombre elegido para llevar el vestuario: Marcelo 'el Loco' Bielsa.

El argentino, que dejó una huella imborrable en la liga francesa tras su -corto pero intenso- paso por el Marsella, es sin lugar a dudas "la estrella" en este nuevo proyecto del Lille. Su fuerte carácter y su fútbol ultraofensivo le convirtieron en un ídolo en el 'Vélodrome', donde acabó la primera vuelta de la temporada 2014-15 como líder, aunque luego fue cuarto al final del curso.

Bielsa abandonó el equipo tras la derrota en la primera jornada de la siguiente temporada, y regresó a Argentina. La vuelta del 'Loco' al país galo -tras durar solo dos días como técnico del Lazio en 2016- será uno de los principales alicientes del campeonato.

Las estrellas de la costa

Pero Bielsa no será la única estrella de los banquillos. El Mónaco renovó al portugués Leonardo Jardim, artífice de una temporada de ensueño para el club del Principado, que se saldó con el título de Liga -rompiendo la racha de cuatro campeonatos seguidos del PSG- y unas semifinales de Champions. Todo con una plantilla joven e inexperimentada.

Tanto él como Bielsa apuestan por las jóvenes promesas, por descubrirlas y formarlas.

También repetirá el entrenador del Niza, Lucien Favre, después de que su equipo consiguiese una meritoria tercera plaza, plantando cara a los otros dos aspirantes (Mónaco y PSG) hasta el final. Los logros de Favre no terminan ahí: también consiguió enderezar al díscolo delantero italiano Mario Balotelli, autor de 16 goles.

Su buen hacer le valió el interés del Borussia Dortmund, que finalmente terminó fichando al holandés Peter Bosz.

El Marsella, por su parte, renovó al experimentado Rudi Garcia, campeón de la liga en 2011, con el Lille, y que tendrá a su disposición un equipo más potente que el del ejercicio anterior. "Nuestro objetivo es superar la quinta posición del año pasado", avanzó Garcia.

Vecinos españoles

El español Oscar García, exentrenador del Red Bull Salzburgo, se hará cargo de un histórico, el Saint-Etienne, donde intentará poner en práctica el fútbol ofensivo que aprendió cuando fue futbolista del Barcelona de Johan Cruyff.

El PSG, pese a perder el trono en Liga y salir de la Champions goleado por el Barça (6-1 en el partido de vuelta de los octavos de final), mantiene la confianza en el vasco Unai Emery, que no en vano consiguió tres títulos consecutivos de Europa League (2014, 2015 y 2016) cuando estaba al frente del Sevilla.

Ranieri y la 'nouvelle vague' francesa

El Nantes también ha apostado por un entrenador de prestigio, el italiano Claudio Ranieri, autor de uno de los milagros del fútbol contemporáneo: ganar la Premier 2015-2016 con el modesto Leicester.

El italiano tendrá la difícil misión de hacer olvidar a su colega portugués Sergio Conceição, que tomó al equipo el pasado mes de diciembre, cuando estaba en la penúltima posición, para llevarlo a la octava.

"Me vi obligado a fichar a alguien mejor que Conceição", dijo el presidente del Nantes, Waldemar Kita, en la presentación de Ranieri.

Pero esta moda por el talento extranjero no es total y la Ligue 1 cuenta con varios técnicos locales y de talento: Antoine Kombouaré (Guingamp), Jocelyn Gourvennec (Burdeos) o Christian Gourcuff (Rennes).

AFP

TE PUEDE INTERESAR

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Políticas de cookies