Historias de vida

Abuela de 85 años se graduó de abogada para ayudar a otros: "Nunca es tarde"

“Cuanto Dios nos da años de vida, más debemos pensar en el otro" dijo Avelina, quien también estudió salud para ayudar a necesitados.

6 Oct 2021 11:38Por: canalrcn.com
Abuela de 85 años se graduó de abogada para ayudar a otros

Abuela de 85 años se graduó de abogada para ayudar a otros/ Foto tomada de: Cortesía familia Conceição Vaz

Avelina Conceição Vaz, es la abuela de 85 años de edad, que hoy le da la vuelta al mundo por demostrar que nunca es tarde para cumplir los suelos y ayudar a otros. La abuela de Feira De SantanaBrasil, se graduó como licenciada en Leyes, con el propósito de ayudar a quienes lo necesiten legalmente.

Además, la adulta mayor ya tenía una formación en Salud, misma que también cursó para darle atención médica a personas de escasos recursos. Pero su lucha a pesar de su edad, no para. Con esto, está realizando sus sueños que de joven tuvo que pausar y está colaborando con quienes más lo necesitan.

Lee también: Mejores app para conseguir 'Suggar Daddy' o 'Suggar Mommy' en Colombia

Esto es un logro para mí. Soy licenciada en Salud, trabajé 26 años y ocho meses en el área de la salud, 18 años en el campo de la psiquiatría, y no esperaba tomar otro curso ni ninguna otra actividad, pero aquí estoy, expresó Avelina.

“Pensamos que cuanto más Dios nos da años de vida, más debemos pensar en el otro y en ayudar a alguien. Ese era mi objetivo en la vida, desde mi área de Salud”, añadió.

Te puede interesar: Maestra apoya a estudiante LGBT: "Tú tienes el derecho de amar libremente”

Durante este proceso nunca le faltó apoyo de sus familiares. Además, los médicos le habían recomendado que realizara distintas actividades y se mantuviera ocupada, para estimular su cerebro.

“Hace unos 7 años tuve un chikungunya y me puse un poco mal de la mente y luego fui a ver a mi geriatra, a quien conocí en la universidad cuando todavía era enfermera. Vino a dar dos conferencias aquí en Feira de Santana y me hicieron una serie de exámenes, el resultado fue que mis neuronas se estaban apagando”, añadió.

Puede ser de tu interés: Campesino se hace viral por humilde pero romántica propuesta de matrimonio

“Como remedio, me recetó que hiciera una actividad que ejercitara mi mente y que no fuera algo para personas mayores, como el crochet, porque no lo haría...ya estaba pensando en Derecho hace muchos años, pero no tenía esperanzas de estudiarlo. A lo largo de mi vida, mi historia terminó por cruzarse con Derecho".

Finalmente y contra todo pronóstico logró graduarse como tanto se lo había pedido a Dios: en un cargo público donde pudiera ayudar a otros y por eso hoy no se cansa de agradecer a Dios, su familia, compañeros y docentes que siempre aportaron a su proceso.

Te puede interesar