Zumo para diabéticos: fresa, manzana y limón

En la semana de la fresa, Iván Lalinde realizó una bebida perfecta para la dieta de una persona con diabetes, ya que tiene un índice glucémico bajo.

Algunas frutas son beneficiosas para los diabéticos, debido a que el azúcar que poseen no afecta directamente los niveles de glucemia en la sangre. Entre ellas están:

Cereza: ayuda al aumento de producción de insulina en un 50%.

Ciruela negra: produce un efecto positivo en el tratamiento de la diabetes.

Fresa: su índice glucémico es menor a 40.

Guayaba: es útil para mantener los niveles de azúcar en la sangre equilibrados.

Manzana: reduce la necesidad de insulina de los diabéticos hasta un 35%.

Pera: regula los niveles de azúcar en la sangre.

En general, toda aquella fruta que se puede consumir con cáscara es apropiada, ya que ayuda a disminuir la velocidad de absorción del azúcar y, de esta manera, la glucemia se mantiene controlada.

Ingredientes:

  • 1 taza de fresas
  • 1 manzana verde
  • ½ limón
  • Cubos de hielo

Te puede interesar: Zumo para reparar tejidos: fresa, banano y leche

Recuerda lo más importante: con Actitud y Buena Vibra pégate al baile oficial del zumo y dale el toque especial a lo primero en tus mañanas: ¡El Desayuno!

Preparación:

  1. Corta la manzana en pedazos y exprime el limón.
  2. Agrégalos a la licuadora junto con la taza de fresas. Bate por 30 segundos hasta que lo ingredientes queden completamente mezclados.
  3. Cuela si deseas eliminar la fibra de la manzana; de lo contrario, sirve y ¡listo!

Propiedades:

Fresa: disminuye el colesterol, potencia la salud ocular y contribuye a la salud ósea. Es buena fuente de vitamina B; además, es un potente antioxidante gracias a su cantidad de magnesio. Esta fruta facilita la pérdida de peso si te encuentras en dieta.

Manzana: reduce las posibilidades de adquirir una enfermedad cardiaca; además, posee beneficios para desinflamar partes del cuerpo. Es una excelente reguladora del tránsito intestinal.

Limón: aporta vitaminas y minerales, elimina toxinas y es un poderoso antibacteriano.  Refuerza el sistema inmunológico y mantiene equilibrado el PH del cuerpo.

También puedes ver: Zumo para los riñones: zanahoria, pepino y remolacha

 

Compartir