Cuatro Caminos - Capítulo 16 de junio | Justicia

A principios del año 2016 apareció en la vida de Aura Virginia González un conocido y viejo amor. “Él siempre estuvo obsesionada con ella, pero nunca le ponía cuidado, hasta mucho después fue que vino y la encontró otra vez y la enamoró”, relata Lucero Pinzón, hermana de Aura.

Pero había un problema, Harvey Alexander Ipuz Rincón, era un hombre casado y con hijos; sin embargo, la pareja comenzó su relación.

Unos cuantos meses después la historia de amor entre Harvey y Virginia comenzó a cambiar, “empezó a mostrar la clase de tipo que era…si ella no contestaba el celular la buscaba en las casas de mis tías y si no le hacía unas 20 llamadas en el día no era nada”, comenta Leidy Gómez, la hija mayor de Virginia.

Harvey comenzó a volverse un hombre controlador, machista y posesivo. Según Leidy, en una oportunidad su mamá le contó que quiso dejar a Harvey cansada del maltrato psicológico al que había sido sometida durante largos meses, “el loco cogió un bisturí y él se empezó a cortar las manos, la cara que, porque él no iba a aceptar que mi mamá lo dejara”, asegura.

En julio de 2017 Virginia le empezó a contar a su hermana Lucero que le tenía miedo a Harvey, “me imagino que la acosaba tanto, que ella ya estaba desesperada”, comenta.

Y el 31 de julio del mismo año llegó hasta su casa en compañía de Harvey, ella le ofreció un tinto sin saber que más tarde encontraría su muerte. “Yo vi que le estaba pegando y la soltó y mi mamá cayó al suelo y ahí me agarró a mí me estrelló contra la pared, me empezó a dar golpes en la cara, me metió los dedos a la boca, me intentaba ahocar y pues yo me defendía como podía, yo lo mordí, lo rasguñé…él cargaba un canguro terciado, de ahí sacó una cuchilla y me la enterró en el cuello”, relata Leidy.

Sobre las 7 de la mañana Harvey ya había asesinado a su compañera sentimental y por poco termina con la vida de Leidy, pero gracias a la ayuda de un ciudadano que pasaba por el lugar, la joven logró sobrevivir para contar lo que sucedió.

Casi dos años después del feminicidio de Virginia y del intento de homicidio de Leidy, esta historia dio un giro inesperado. Enrique González, hermano de la víctima, se dirigía para el trabajo cuando vio a Harvey.

Enrique le entregó de inmediato la información a las autoridades y luego de un riguroso operativo, Harvey fue detenido y podría pagar una pena hasta de 60 años de cárcel. El hombre se defendió argumentando que cometió el crimen en defensa propia.

Mira todos los capítulos de Cuatro Caminos aquí y sigue la producción los domingos por Nuestra Tele. Comenta con el HT #4Caminos y sigue nuestras cuentas en redes sociales: TwitterFacebookInstagram y YouTube @CanalRCN

Compartir